Scroll to top
© 2019, IM+C. All rights reserved.
en es

INDIFERENCIA Creativa


El nacimiento de un nuevo orden

IN-DIFERENCIA

Los diccionarios definen la indiferencia como un sentimiento o una postura hacia alguien, o hacia algo, que se caracteriza por no resultar ni positiva ni negativa.

Pero si analizamos la raíz de la palabra desde otro punto de vista, también podemos concluir que la palabra “indiferencia” explica, en realidad, la consecuencia de que ese alguien, o ese algo, no tenga ninguna diferencia respecto al resto de sus iguales. Es decir, que, si no eres diferente, causas indiferencia.

La diferencia es lo que nos hace únicos como personas, como productos y como marcas. Es lo que nos define. Lo primero que explicamos cuando alguien nos pregunta por alguien o por algo.

Pero la cosa se complica cuando aumenta el número de individuos, la competencia, y las diferencias empiezan a ser más sutiles. O cuando esas diferencias dejan de ser reales y se convierten en percepciones subjetivas.

Profesionales de la comunicación

Durante más de 30 años los profesionales de la comunicación nos hemos dedicado a buscar la principal diferencia que caracteriza a nuestros clientes, y a potenciarla mediante una estrategia creativa que se formaliza en un tono, un entorno gráfico y una serie de mensajes que finalmente se ubican en los medios y los soportes más adecuados según una estrategia de medios que puede que compita en intereses con la estrategia creativa inicial.

¿Atomización de la audiencia?

Pero actualmente, debido a la atomización de la audiencia, las nuevas tecnologías, las nuevas fórmulas y plataformas de comunicación y los hábitos de consumo mediático (de lo que hablaremos en próximos artículos) ese proceso ya no tiene sentido.

Todas las campañas deberían plantearse desde una misma estrategia que integre desde el primer momento la creatividad y los medios. Sentándonos todos en la misma mesa, sin que una parte tenga más poder que la otra.

Este modelo permite a los creativos conocer de primera mano todas las posibilidades que ofrecen los medios y el porqué de esa selección para que el mensaje llegue al público objetivo, y a los estrategas de medios entrar en las tripas de la creatividad y proponer alternativas para que los soportes apoyen los mensajes, y no sean simples expositores.

Por supuesto, del dicho al hecho hay un gran trecho. Y ahora toca luchar contra el statu quo, derribar algunos muros y conseguir que esta forma de trabajar diferente no provoque indiferencia en el mercado. Al tiempo.

 

Post a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *